Reading Time: 4 minutes

Consumer Behavior: entiende a tus clientes

Cada año, las tendencias de consumidor cambian o evolucionan. Pero el principal protagonista sigue siendo el consumidor. Sin embargo, ahora las marcas llevan estas experiencias al sumo de lo sensorial.

1. Experiencia del consumidor

Otros años hemos visto, cómo las marcas invertían en espacios lujosos y cuidados para su target. También recordamos como los aromas particulares de cada marca están fijados en nuestro recuerdo y nos incitan a comprar. No obstante, para el 2019 los consumidores vivirán experiencias reales a la hora de comprar. Un ejemplo de esta tendencia de consumidor es la marca de abrigos Canada Goose. La marca ha creado salas refrigeradas dónde los clientes pueden probar sus productos. De esta forma, el usuario puede testearlos en real.

Otro ejemplo es la empresa inglesa de sofás The Burrow House. En su showroom londinense, sus clientes están invitados a probar el confort de la marca. Tumbados en un diván, con una taza de café y viendo Netflix. Así es cómo sus clientes disfrutan de la experiencia.

El retail experimental está en auge. Ahora sólo falta ver cómo otras grandes marcas, fascinan a sus clientes con experiencias únicas.

2. Inteligencia artificial

Según el estudio de DeloitteDeloitte study, más del 80% de las empresas que han invertido en inteligencia artificial, ya han recuperado la inversión inicial.

Chatbots

Por ejemplo, los Chatbots tendrán un papel muy importante a partir de ahora. Por un lado, recopilan información muy valiosa sobre el target objetivo de la marca. Por otro, estos asistentes virtuales facilitan al usuario el proceso de compra o la obtención de información. La utilización de estos sistemas para la atención al cliente crecen cada vez más. Este año se prevé un aumento de los comandos por voz./span>

Conducción autónoma

Otra tendencia de consumidor es la puesta en marcha de la conducción autónoma. Empresas de todo el mundo ya están testeando sus proyectos. Un ejemplo es la empresa de supermercados Kroger. Han creado un coche autónomo para el reparto de compras de sus clientes.

De la misma forma, el vehículo de reparto e-Palette de Amazon predice que su servicio estará disponible en 2020.

Photo by AP Photo/Brian Skoloff

Machine learning

Ya existen aplicaciones que predicen los cambios en los hábitos de consumo o tendencias de los consumidores. Su objetivo es incrementar los beneficios. Un ejemplo es la aplicación de productos recomendados de Amazon. Hoy en día, les aporta un 55% de sus ventas.

Otro ejemplo de machine learning, son los softwares de predicción de la cadena de suministros. El consumer behavior siempre ha sido una ardua tarea de predecir. Gracias a estas aplicaciones tecnológicas se evitan desestocages y pérdida de ventas.

Igualmente, la intelligence location está replanteando las rutas de entrega de las empresas. Los datos en tiempo real permiten optimizar las rutas en base al tráfico, las condiciones climatológicas y las direcciones de entrega.

3. Consumer Consciousness

Otra tendencia que seguirá aumentando es la de la conciencia de compra. Cada día más, los consumidores no basan su decisión de compra tan sólo en el precio. Las empresas deberán tener mayores propósitos para contribuir a un mundo mejor.

Por este motivo, la empresa de equipamiento de aire libre Patagonia es consciente de su responsabilidad ecológica. Por ello, ha creado centros de reparación de sus productos por todo el mundo. Así consiguen reducir las emisiones de carbono. Igualmente, destinan millones de dólares a causas medioambientales.

4. Envío e-commerce más rápido y gratuito.

El comercio digital ha crecido un 11% durante el pasado año. Los consumidores son los que determinan cómo y cuándo quieren recibir sus productos. En consecuencia, el tiempo de entrega se ha tenido que reducir. De igual manera, los consumidores se han acostumbrado a conseguir gastos de envío gratis. Por lo tanto, para seguir avanzando en las ventas digitales, estos servicios serán necesarios en el gran espectro digital.

5. Multicanalidad

A pesar del aumento de las ventas online, las tiendas físicas siguen desempeñando un papel clave en el proceso de compra. No obstante, la estrategia minorista amplía los canales de contacto con el usuario. Sólo un 11% de la generación Z compra a través de plataformas sociales. Los Baby Boomers lo hacen un 25%. Por otro lado, los Milennials prefieren descubrir nuevos productos a través de redes sociales como Instagram o Snapchat.

Por lo tanto, los retailers han de tener presencia activa en todos los canales a su alcance. De esta forma, mantendrán a los consumidores comprometidos. Lo harán desde los primeros impactos hasta la conversión final.

6. UGC, un must en marketing

El contenido generado por el usuario es una tendencia de consumidor imperativa para este año. Los estudios demuestran que la autenticidad es muy importante a la hora de decidir qué marcas apoyan los consumidores.Hoy en día, ya no creen en el contenido generados por las marcas. La compañía de viajes Busabout lo sabe muy bien. Han cambiado la forma en que promocionan sus viajes en su sitio web. De hecho, han cambiado el 99% de su contenido. En su lugar, solo han utilizado UGC y el éxito es claro. Han incrementado un 33% sus ventas. Por lo tanto, deja de lado las campañas gráficas tradicionales y trabaja con las experiencias de tus clientes.

Ahora ya estás al tanto de las tendencias de este año, pero ¿sabe cómo piensa y se comporta tu consumidor? Seguro que este artículo te interesa:

Leer post

customer experience ebook